Un grave caso de violencia intrafamiliar se presentó en un resguardo indígena en el norte del Cauca.

El hecho ocurrió en la tarde de este sábado en Canoas zona rural del municipio de Santander de Quilichao.

Álvaro Ramos señaló que «me encontraba cortando una rama que me tapa la cocina y el hombre cogió una escopeta y me disparó por la espalda».

El comunero presentó delicadas lesiones por lo que tuvo que ser llevado al hospital Francisco de Paula Santander donde los médicos lo atendieron mientras las autoridades iniciaron la investigación para esclarecer lo sucedido.