Niña colombiana muere por parásito ‘comecerebros’ tras bañarse en piscina

En una desgarradora entrevista concedida a medio de comunicación local de la ciudad de Bucaramanga, Tatiana González, madre de la pequeña Stefanía Villamizar, rompió el silencio sobre la trágica muerte de su hija, quien contrajo un letal parásito conocido como «comecerebros» durante unas vacaciones familiares en Santa Marta, Magdalena.

Según relató la progenitora, Stefanía se sumergió en la piscina de un hotel en Santa Marta durante el viaje que realizaron en junio del presente año. Días después, la niña comenzó a experimentar un fuerte dolor en uno de sus oídos, inicialmente diagnosticado como una otitis. Sin embargo, con los días, los síntomas se agudizaron, y la situación llevó a que la menor fuera hospitalizada.

Meridiano regional - Niña colombiana muere por parásito 'comecerebros' tras bañarse en piscina – noticias cauca – noticias colombia

«No quería levantarse de la cama, le molestaba la luz y llamó a la empleada de servicios para que la acompañara a ducharse», reveló Tatiana González, describiendo algunos de los alarmantes síntomas que alertaron a la familia.

A pesar de los esfuerzos médicos y 24 días de cuidados intensivos, Stefanía falleció sin que se pudiera determinar con certeza las causas exactas de su muerte. Aunque la clínica inicialmente asoció el deceso a una meningitis, el Instituto Nacional de Salud identificó que la niña murió a causa de una encefalitis provocada por un protozoo ameboflagelado, perteneciente al filo Percolozoa.

El científico William Contreras, quien participó en la investigación, dio a conocer que este parásito puede encontrarse en aguas estancadas, especialmente en piscinas o jacuzzis, y se alimenta del cerebro humano. Los síntomas inician con fiebre leve, malestar general y en ocasiones, rinitis, principalmente en personas sanas.

La niña habría contraído el parásito por la nariz durante su baño en la piscina, desencadenando los síntomas que finalmente provocaron su muerte. Una vez que el parásito entra en el organismo, hay una probabilidad del 95 % de fatalidad.

En medio del dolor por la pérdida de la pequeña, la familia de Stefanía hizo un llamado al Ministerio de Salud y al Gobierno para que tomen medidas sanitarias en lugares con piscinas, ríos o espacios de agua dulce. Ya que obtuvieron información de que en Colombia no existe un tratamiento efectivo contra esta infección.

Niña colombiana muere por parásito ‘comecerebros’ tras bañarse en piscina

Regresar al sitio web para conocer más