viernes, 12 abril 2024

EL MEDIO DE COMUNICACIÓN CON MAYOR CREDIBILIDAD EN LA REGIÓN PACÍFICA

Frente a la pobreza, tengo la solución.

MARCO ANTONIO VALENCIA.

Si no tenemos carreteras para llegar a todas las veredas y rincones, si no tenemos autopistas suficientes ni competitivas para comunicarnos con el resto del país y animar la economía, creo que tenemos que pensar en otras alternativas. Y una idea revolucionaria, es comenzar a liderar el mundo desde Popayán y el Cauca a través de las autopistas del internet.

Es decir, obligarnos a desarrollar con mayor énfasis una educación para el siglo XXI basada en las TIC (tecnología, informática y comunicaciones), con suficiencia del inglés para generar las oportunidades que nos saquen del ostracismo, la pobreza y el olvido del estado central. Y aunque eso lo sabemos hace rato, no lo tomamos en serio, y trabajamos tibiamente en esa dirección. Pero la verdad, para volver a ser la región rica y protagonista del devenir social y económico de la nación, es necesario actuar con estrategia, sin egoísmos, y desde nuestro principal activo: la educación.

La economía tradicional basada en el desgaste del cuerpo y las maquinarias de la industria ya no son la única respuesta a los desafíos y oportunidades del siglo XXI, eso todo el mundo lo sabe. Tenemos ahora oportunidades en una economía basada en servicios y desde la informática, y por lo tanto, los educadores y el sistema educativo estamos obligados a cambiar los paradigmas culturales que nos impiden salir del atraso que hemos vivido.

Como maestros y responsables de la educación de las nuevas generaciones tenemos que ayudar a comprender que vivimos en un Cauca privilegiado por variedad climática, étnica y ecológica para el progreso y la obtención del dinero mismo, así no tengamos carreteras, ni salida al mar, ni aeropuertos, y abunde la pobreza, pero frente a esos desafíos… es necesario tener políticas educativas claras para formar líderes y empresarios en todas las áreas del conocimiento. De allí que la educación debe ser prioridad para todos los gobernantes.

La escuela que necesitamos para responder a los desafíos del ahora y el futuro, tienen que ver con ayudar a nuestros estudiantes a reconocer sus talentos y destrezas lo más rápido posible, para que una vez jóvenes tengan sueños y metas desde temprana edad, y así inicien a desarrollar su vocación y se comprometan con su destino lo antes posible. La universidad debe enfatizar en la formación de líderes y emprendedores con vocación de servicio para con su ciudad y departamento.

Los maestros ya sabemos cómo funciona el cerebro, y ahora sabemos que no se trata de copiar y copiar, sino de hacer para aprender, y de esa manera “haciendo” lograr que la gente explore sus talentos y su creatividad. Pues bien, ese es el sistema educativo que necesitamos para Popayán y el Cauca, espacios de “formación” antes que simple clases de información.

Ya sabemos también que la educación es para que la gente sea feliz. Y un asunto importante para la felicidad de las personas consiste en estudiar y hacer lo que a uno le gusta. Pues bien, es necesario que nuestras universidades estén pendientes de las tendencias educativas universales e inauguren carreras nuevas, de acuerdo a las motivaciones de los nuevos tiempos. Es necesario revisar los contenidos de muchas de nuestros colegios y universidades –donde a veces- los profesores siguen brindando información obsoleta de asuntos que no van para ninguna parte, o que incluso ya están revaluados (con el perdón de nuestros profesores tradicionales).

Las oficinas de Calidad tanto de la Secretaria de Educación del municipio de Popayán como la del Departamento del Cauca NO han dado muestras de estar a la altura de las circunstancias, allí llegan todas las iniciativas del Estado para para transformar la educación, pero carecen de personal, apoyo y presupuesto para lograr todos los cambios que se requieren; en éstas oficinas se decide mucho del proyecto académico que cada escuela realiza, y por eso, necesitan reinventarse para estar a la altura de las circunstancias nacionales.

Las Universidades que operan en Popayán deben realizar alianzas para construir de manera común, proyectos, laboratorios y bibliotecas que les permitan aprovechar la gabela de zona franca para centros de estudio que ofrece la nación, y realizar las transformaciones necesarias para competir con los mejores centros educativos de Latinoamérica.

Popayán, en términos coloquiales es una potencia educativa. Lo ha sido desde 1827. Ha sido tradicional que jóvenes de toda la nación y el extranjero lleguen a la ciudad a buscar dónde y cómo estudiar, pero ese modelo tradicional de educación académica de profesor expositor hace aguas. Hay que reinventarnos. Es posible, se puede.

Es por eso que hago un llamado a los directivos de las instituciones educativas universitarias y de educación media vocacional para fomentar un sistema educativo acorde con las demandas y necesidades del siglo XXI.

No es fácil, pero los recursos están, la necesidad es latente, y todo el mundo sabe lo que está pasando, solo hace falta liderazgo y tener como meta el propósito de hacerlo. Se puede y tenemos que lograrlo.

LEE ARTÍCULOS RELACIONADOS
OTRAS NOTICIAS
Descripción de la imagen
Paute con Nosotros

Medio lider de la región de Cauca y Suroccidente

LO MAS VISTO

Ultimas Noticias:

Acerca de Nosotros

Contáctanos:

Canales de servicio al cliente, horarios de atención, trabaje con nosotoros

COPYRIGHT 2024 Meridiano Regional 

Diseño web jeysondiaz.com

Scroll al inicio